Líderes coreanos reactivan diálogo

El líder norcoreano, Kim Jong-un, recibió hoy al presidente surcoreano, Moon Jae-in, con abrazos a su llegada a Pyongyang para una tercera cumbre, con el objetivo de avanzar en las negociaciones nucleares y terminar con la Guerra de Corea.

Cientos de norcoreanos vistiendo trajes y vestidos tradicionales también saludaron a Moon, llevando flores y ondeando banderas de la Península Coreana y de Corea del Norte. Un cartel detrás de ellos decía: “¡Acogemos con fervor la visita del presidente Moon Jae-in a Pyongyang!”.

La cumbre será una prueba de fuego para otra reunión que Kim ha propuesto recientemente al presidente de Estados Unidos, Donald Trump, y dará pistas sobre si Kim habla en serio respecto a la desnuclearización, un compromiso que asumió en su primer encuentro en junio.

Trump le pidió a Moon que sea el “negociador jefe” entre él y Kim, según los asesores del líder surcoreano, luego de que Trump cancelara un viaje a Pyongyang por parte de su secretario de Estado el mes pasado.

Washington quiere ver acciones concretas hacia la desnuclearización por parte de Corea del Norte antes de acordar un objetivo clave de Pyongyang: declarar el fin de la Guerra de Corea de 1950-53.

“Si se reanuda el diálogo entre Corea del Norte y Estados Unidos después de esta visita, tendría mucho significado en sí misma”, dijo Moon antes de su partida.

El mandatario surcoreano, descendiente de una familia desplazada por la Guerra de Corea, llegó a Pyongyang a las 10:00 hora local del martes (21:00 del lunes, hora de México) y fue recibido por Kim, su esposa Ri Sol Ju y otros funcionarios norcoreanos de alto rango, antes de inspeccionar una guardia de honor y una banda militar.

Se tenía previsto que los dos líderes se sentaran a conversar formalmente después del almuerzo, lo que será seguido por una presentación musical y una cena de bienvenida, de acuerdo con información proporcionada por un funcionario surcoreano.

Algunos ejecutivos en la comitiva, de empresas como Samsung Electronics, SK Group y LG Group, se reunirán con el viceprimer ministro norcoreano, Ri Ryong Nam, quien está a cargo de asuntos económicos del país de gobierno comunista.

Moon volverá a Corea del Sur el jueves temprano.

Antes de iniciar su primera visita a Pyongyang, Moon reafirmó su intención de lograr “una paz irreversible y duradera” en la península y señaló que tiene como objetivo sostener conversaciones francas con Kim.

Esta será la primera cumbre intercoreana en la capital de Corea del Norte en los últimos 11 años, y la tercera de la historia.

La Agencia Internacional de Energía Atómica dice que no ha habido indicios de que Corea del Norte haya frenado su programa nuclear en los meses posteriores a la cumbre con Trump.

| El Universal | Internacional | Autor: Agencias |
Nota Publicada: 2018-09-18

Ver nota